La Unesco debate sobre la conservación de la arquitectura del barro – EcoDiario.es


ecodiario.eleconomista.es

imagen: ecodiario

imagen: ecodiario

París,  (EFE).- La conservación de la arquitectura del barro, amenazada por los movimientos sísmicos y por la globalización que impone otros materiales menos perecederos, es el asunto central de un debate abierto hoy en la Unesco.

Varias decenas de expertos se reúnen en París para tratar de avanzar estrategias conjuntas de salvaguarda de este tipo particular de arquitectura que refleja una evolución cultural en peligro de desaparición.

“La tierra, el barro, es el primer material que todas las culturas utilizaron para levantar los primeros edificios y fue utilizado durante muchos años. Su uso precisaba de menos energía que el empleo de otros materiales”, afirmó a Efe la gestora de la ciudad ecuatoriana de Santa Ana de los Ríos de Cuenca, María de Lourdes Abad Rodas.

A lo largo de seis mesas redondas repartidas en dos jornadas, los expertos tratarán de determinar los principales problemas ligados a la conservación de la arquitectura de barro, así como los retos a los que está confrontada.

vía La Unesco debate sobre la conservación de la arquitectura del barro – EcoDiario.es.

 

Arquitectura de barro para proteger

 

  • Patrimonio. Este tipo de construcciones corren peligro en todo el mundo.

El debate está abierto en la Unesco desde ayer, ante las nuevas formas de hacer casas y edificios.

launch_selection_assoc-1-es-728x90-2

Anuncios

Orcasitas: del barro, a modelo ejemplar para la ONU | Solidaridad | Sustentabilidad


orcasitas

MADRID | Los vecinos han diseñado un barrio a medida

  • La participación de esta barriada, declarada Buena Práctica
  • La lucha de este barrio de unos 23.000 habitantes se centra en la sostenibilidad

Marta Arroyo | Madrid

Al principio sólo había barro, pero durante 40 años la Asociación de Vecinos ha ido moldeando Orcasitas hasta convertirle en un barrio ejemplar. Su modelo de participación ciudadana acaba de ser declarado Buena Práctica por Naciones Unidas. El Foro Orcasitas, que agrupa a 15 entidades y ha renovado el movimiento vecinal, ha sido reconocido por su aportación a la arquitectura, el diseño, el gobierno y la planificación.

Entre los artífices de este ‘milagro urbano’ destaca Félix López-Rey, fundador de la Asociación de Vecinos y ex concejal de IU. En su casa se celebró la primera reunión vecinal, presidida por el sereno. Corría 1970 y Orcasitas formaba parte de Villaverde. Su memoria conserva cada uno de los acontecimientos que han forjado la identidad de esta barriada periférica madrileña, levantada por inmigrantes de Andalucía, Extremadura, Toledo…

Frente al monumento que homenajea a aquellas pioneras que acudían con su cántaro a la fuente, Félix va desgranándolos uno a uno. “En los años 60 no había agua en las casas, ni escuelas, ni ambulatorio… El transporte más cercano estaba tres kilómetros y cuando una mujer se ponía de parto, había que buscar un atajo y sacarla de aquí a la sillita de la reina”. Los recuerdos se atropellan en su boca. “La superficie media de nuestras precarias viviendas era de 24 metros cuadrados. Muchas se levantaban por la noche, a escondidas, con el miedo a la piqueta… Estábamos igual que muchos extranjeros ahora”, afirma.

Uno de los hitos de Orcasitas fue la construcción del local de la asociación. Lo edificaron los vecinos en sus ratos libres, con más ilusión que recursos. Allí instalaron la primera biblioteca. Y váteres y duchas para que nadie tuviera que acudir a los baños públicos. “Intentábamos dignificar la vida de los pobres, humanizar la convivencia en el barrio”, explica Félix.

desde Orcasitas: del barro, a modelo ejemplar para la ONU | Solidaridad | elmundo.es.

El Programa de Buenas Prácticas de Naciones Unidas y su implantación en España

Tradición indígena en versión contemporánea


Manto. La cubierta de madera de pícea cae como una capa sobre el basamento.

Manto. La cubierta de madera de pícea cae como una capa sobre el basamento.

Arquitectura | Proyecto Internacional | Pictou Landing Community Health Centre

En Canadá, un centro de salud para la etnia Mi’kmaq fue diseñado a partir de técnicas y materiales locales. Como se organizó la participación comunitaria.

por Graciela Baduel.
gbaduel@clarin.com

En Canadá, el arquitecto y profesor Richard Kroeker diseñó un centro de salud siguiendo la tradición constructiva de la comunidad indígena Mi’kmaq. Detalles de una obra sustentable, hecha en madera, barro y mano de obra autóctonas.

En la península de Nueva Escocia, situada en la costa atlántica canadiense, un profesor universitario se reunió en varias ocasiones con los ancianos de la comunidad indígena Mi’kmaq. No es antropólogo ni sociólogo. Richard Kroeker es arquitecto y trabaja en la Dalhousie University (Halifax, Nueva Escocia), donde durante muchos años investigó la cultura material de los nativos. Su estudio, Piswepak Design, fue el elegido por la Pictou Landing First Nation para construir un centro de salud.

Durante el proceso de diseño, Kroeker mantuvo sesiones de consulta con el Jefe y el Concejo indígenas para definir objetivos y mecanismos de participación comunitaria. El edificio debía reflejar las costumbres de los nativos, construirse con materiales y técnicas locales y utilizar fuentes de energía sustentables. Nada ajeno a la carrera del profesor Kroeker, que se dedica a desarrollar técnicas constructivas en base a métodos ancestrales.

Para el diseño del Pictou Landing Health Centre, Kroeker se inspiró en las canoas de madera de abedul y en las cabañas de troncos de la región. El edificio es un volumen alargado y ojival que describe una suerte de curva. El perímetro del lado convexo da a la zona urbana, mientras que la cara interior abraza al jardín de la comunidad, donde se cultivan hierbas medicinales, protegiéndolo del viento. Debido a las particularidades del terreno, el nivel inferior aparece enterrado desde la cara cóncava, desde donde se ingresa al nivel superior. Ambos niveles se conectan visualmente gracias a la sala de espera del nivel inferior, de doble altura.

desde Tradición indígena en versión contemporánea.

Editorial

Arquitectura con espesor

Berto González Montaner. Editor jefe ARQ
bmontaner@clarin.com
El proyecto del Pictou Landing First Nation Health Centre en Nueva Escocia, en la costa atlántica canadiense, me hizo repensar la nota de tapa de la semana pasada. En este recorte que hicimos con algunos de los exponentes salientes de la generación de arquitectos de entre 30 y 40 años encuentro, con satisfacción, pasión por lo que hacen, compromiso, buena mano y mucha capacitación en el exterior…

Richard Kroeker deja al descubierto con esta notable obra otra dimensión de la arquitectura: su dimensión social y cultural. Kroeker, del estudio Piswepak Design, proyecta un centro de salud en una zona desértica para la comunidad indígena Mi´kmaq. Lo hace a partir de un profundo estudio de las tradiciones constructivas y las costumbres locales. Y, además, dándole participación a sus futuros usuarios en la definición y construcción de la obra. El resultado es un edificio contemporáneo que con su forma de U encierra un patio protegido de los vientos y con su cubierta de madera, extraña para nosotros, “transpira” tradición local.

‘Me voy a vivir a una casa de barro’ | viviendas bioclimáticas en Palencia


En total, por el momento, se han levantado 10 viviendas bioclimáticas

En total, por el momento, se han levantado 10 viviendas bioclimáticas

ASENTAMIENTO RURAL EN VIVIENDAS BIOCLIMÁTICAS EN UN PUEBLO PALENTINO

  • Una veintena de personas repueblan Amayuelas recuperando la construcción tradicional
  • Adobe y tapial, los principales materiales que han hecho renacer las casas del pueblo
  • Diez cooperativistas disfrutan de sus hogares sufragados por ellos y una ayuda UE
MARÍA MARTÍNEZ

MADRID.- “Hay que recuperar el contacto con la tierra”. Y qué mejor que hacerlo desde algo tan básico como la vivienda. Javier, un cordobés de 29 años, lo tiene así de claro. Por eso, cuando oyó hablar del proyecto de Amayuelas, un municipio palentino donde un grupo de personas intenta asentar población en casas levantadas al estilo tradicional -lo que en el área significa utilizando adobe y tapial-, no se lo pensó. [Imágenes]

A Javi, eso sí, le tiraban “sus raíces”, como él mismo reconoce. Sus abuelos y uno de sus tíos fueron pastores trashumantes y él pasó cinco años como monitor en una granja escuela en su pueblo natal, Cabra. Después, se interesó por la “agricultura biodinámica” y, tras buscar trabajo en pueblos pequeños, se cruzó, “por casualidad o destino”, con el proyecto Nuevos pobladores de Amayuelas. Llegó al lugar, enclavado en plena de Tierra de Campos, el pasado mes de abril, con seis jóvenes más.

desdeMe voy a vivir a una casa de barro‘ | elmundo.es.

Edificación sostenible en el municipio ecológico de Amayuelas de Abajo (Palencia, España)